trufas energéticas
Alimentación

Trufas energéticas fit, un suplemento irresistible

Por el 16 octubre, 2017

Hoy os voy a explicar una receta buenísima para preparar unas trufas energéticas fit: nutritivas, sanas y sin azúcares añadidos. Además de estar riquísimas, nos darán la energía y vitalidad necesarias para afrontar el día o la tarea a la que nos vayamos a enfrentar.

Estas trufas son perfectas para antojos irrefrenables de dulce, pero ya sabéis que yo siempre tengo un as en la manga para que podáis incorporarlo en vuestros entrenos. Todos los ingredientes que utilizaremos tienen propiedades que nos ayudan a mejorar la resistencia y nos aportan energía para antes, durante o después de un entreno exigente.

Como se hacen en forma de bolita, solamente hay que envolverlas en papel de aluminio e ir comiéndolas mientras entrenamos. Eso sí, hay que ir con cuidado con los días de calor, porque se pueden derretir fácilmente si no están bien protegidas.

Trufas energéticas fit para potenciar tus entrenos

trufas energéticas fit

Para esta receta vamos a necesitar:

  • ½ vaso de salvado de avena
  • ½ vaso de almendras crudas o tostadas sin sal.
  • 2 cucharadas de cacao puro en polvo (sin azúcar)
  • 1 cucharada de semillas de chía
  • 1 cucharada de miel
  • 1 cucharada de agua, leche o bebida vegetal
  • Coco rallado para la cobertura.

Lo único que hay que hacer es verter todos los ingredientes en una trituradora y que se mezclen bien. Como base pondremos: el salvado de avena, las almendras, las semillas de chía, el cacao y la miel. Podemos añadir otros condimentos al gusto de cada uno, como la canela o el concentrado de vainilla, por ejemplo.

Para los que tengáis pensado incorporarlo en vuestros entrenos, os recomiendo que añadáis plátano o dátiles, que por sus propiedades os darán una dosis extra de energía en un momento puntual, además de darle un toque de sabor mucho más potente.

Uno de los mejores postres sin azúcar

trufas energéticas fit

Una vez está todo bien triturado, iremos añadiendo poco a poco el agua o bebida vegetal que hayamos escogido, para que vaya cogiendo la consistencia que queremos. Yo os lo muestro con agua, porque personalmente me gusta más el sabor del chocolate tal cual, aunque podéis ponerle bebida de almendras, de arroz, de soja o de avena, o incluso leche, como más os guste.

Cuando tenemos la mezcla compacta, lo mas fácil es coger una cucharada con la cantidad que queremos y a continuación darle forma con las manos. Cuanto más pequeñas, más cantidad de bolitas os van a salir y, por lo tanto, vais a tener para más días, ya que aguantan una semanita en la nevera.A mi me han salido 20 trufas, así que con las cantidades que os he dejado, ya veis que da para mucho.

Por último quedará ponerles la cobertura. Yo me quedo con el coco rallado porque ya sabéis que me vuelva loca, pero podéis optar por más cacao, nueces trituradas o canela, por ejemplo.

Y como toque final: coco y mucho amor

trufas energéticas fit

Si veis que la cobertura no se os queda bien pegada a la trufa no os alarméis porque hay un truco infalible: solamente hay que hidratar la trufa, pintándola con agua, para que la mezcla absorba bien lo que vayamos a ponerle encima.

Pues bien, aquí tenéis un tentempié energético, buenísimo y muy fácil de hacer en casa, con pocos ingredientes y en muy poco tiempo.

Si queréis complementar estas trufas con una suplemento a los objetivos de la práctica deportiva en cuestión, os recomiendo un gel energético casero, a ver qué os parece!

Como siempre, aquí os dejo un listado con las propiedades de cada uno de los ingredientes para que veáis que, además de estar buenísimos, tienen múltiples beneficios.

Cacao puro en polvo:

Contienen: fósforo, magnesio, hierro, calcio, potasio, cobre, proteínas, hidratos de carbono, grasas, colina, folato y luteína.

– Activador del sistema nervioso central.

– Estimulador del estado de ánimo, aumentando la segregación de endorfinas

– Mejora la digestión y la producción de jugos gástricos.

– Aporta fibra agilizando el tránsito intestinal.

– Es bueno contra el envejecimiento de la piel, el cabello y los órganos internos por su alto contenido en antioxidantes.

Salvado de avena:

Rico en: Vitamina B2, B6, B1, K, E, Sodio, potasio, calcio, fósforo, hierro cobre, zinc.

– Rico en proteínas y triptófano.

– Ayuda al cuerpo a no acumular las grasas y los azúcares innecesarios.

– Mejora los niveles de azúcar en sangre

– Regulador de la serotonina: Mejora el ánimo.

– Ayuda a preservar la masa muscular

Almendras:

Aportan: fibra, proteína, carbohidratos, Omega6 y 9, vitamina E, B2, B1, B5, B6, B9, manganeso, magnesio, cobre, fósforo, hierro, selenio, zinc.

– Previenen enfermedades cardiovasculares

– Fortalecen los huesos

– Previenen enfermedades degenerativas del cerebro

– Energético natural

– Evitan ansiedad, insomnio y estrés

– Ayudan a la presión arterial

Semillas de chía:

No contienen gluten (y que por tanto es un alimento apto para celíacos),

Contienen Omega 3, además de fibra y antioxidantes.

– Aportan el doble de proteínas que la mayoría de verduras

– Contienen el doble de potasio que el plátano

– Nos aporta el doble de fibra que la avena

– El triple de hierro que las lentejas

– Cinco veces más aporte de calcio que la leche de vaca

– Tres veces más antioxidantes que los frijoles

¡Espero que os guste y que si ya conocíais esta receta, me aportéis en los comentarios vuestras combinaciones preferidas!

TAGS
ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UN COMENTARIO

MERCÈ SANJUAN
Barcelona

CEO y Productora Ejecutiva @GordonSeen. Creadora y realizadora de sueños. Todo es posible hasta que te demuestres lo contrario! Amante de los retos!